Blog

octubre 8, 2018

Cómo quitar un radiador: Pasos principales a seguir

cómo quitar un radiador en 4 pasos

Saber cómo quitar un radiador es una de las operaciones más válidas para cualquier manitas. Te puede ayudar a hacer su mantenimiento básico. Pero también es de gran ayuda cuando quieres repintar la casa o decorarla de forma distinta. En este artículo descubrirás cómo hacerlo.

Cómo quitar un radiador paso a paso

En realidad, cómo quitar un radiador no es una operación tan compleja como puedas pensar. Eso sí, debes seguir unos pasos determinados para hacerlo correctamente sin dañar el sistema ni provocar ningún problema mayor. Al mismo tiempo, anota diversas acciones que vayas haciendo, para que luego también puedes colocarlo de nuevo en sus sitio sin ayuda extra. Este es el orden correcto.

  1. Cerrar la válvula. Antes de nada, gira (con la mano) la válvula de control manual del radiador en el sentido de las agujas del reloj hasta que quede apretada.
  2. Retirar la tapa de plástico de la válvula. Luego gira el eje en el sentido de las agujas del reloj (con una llave ajustable). Anota cuántas vueltas se necesitan para cerrar, para poder abrirlo más tarde con la misma configuración.
  3. Purgar. Tira del revestimiento del piso (si existe) lejos del radiador y coloca las sábanas y toallas viejas alrededor de la válvula de control manual. Sitúa un recipiente pequeño directamente debajo para atrapar el agua. Luego, usando la llave del radiador (tecla de purga), aflójala para que el líquido salga.
  4. Retirar el radiador. Ahora desenrosca la otra tuerca ciega que sujeta la válvula en el radiador. A continuación, levanta con cuidado el equipo de sus soportes y vacía el agua restante en una cubeta grande.

Ahora ya eres un experto en cómo quitar un radiador. Sin embargo, nunca debes sobrevalorar tus capacidades. Si crees que no puedes hacerlo o la instalación es demasiado compleja, no dudas en contactar con expertos. ¡En Imsatec estaremos encantados de ayudarte!

Calentadores
About Contenidos