Blog

junio 18, 2018

Cómo soldar un radiador: aprende paso a paso

cómo soldar un radiador paso a paso

Saber cómo soldar un radiador es una de las operaciones caseras más valiosas. En ocasiones, estos sistemas se fracturan. Aunque siempre es recomendable acudir a expertos, si el daño no es muy grande, es posible que tú mismo puedas repararlo. Pero es importante que conozcas la técnica a ejecutar. De lo contrario, el efecto puede ser negativo y dar como resultado una operación más costosa.

Cómo soldar un radiador

No es una maniobra muy complicada y si se ejecuta correctamente, puede ser una solución a largo plazo. Estos son los pasos a seguir sobre cómo soldar un radiador:

  • Prepara el área dañada. Debes eliminar cualquier residuo de pintura, rebaba o borde filoso. Para ello, puedes utilizar un cepillo eléctrico. Otra opción es un disco de esmeril, pero hay que tener en cuenta que los radiadores están hechos con metales suaves. Después, limpia el área con un solvente fuerte, que facilitará la adhesión del soldado.
  • Suelda. Puedes utilizar una soldador eléctrico de alto voltaje. Primero, debes calentar la pistola completamente, así como el radiador. Así conseguirás que se derrita y se adhiera mejor. Luego introduce el cable lentamente, evitando que gotee. Coloca la soldadura poco a poco y de arriba hacia abajo. Repite la operación hasta que la fractura esté cubierta por completo.
  • Lija. Es el último paso, con el que volver a limpiar la zona de bordes filosos. Así, la línea de la soldadura quedará suave y libre de cualquier contaminante. Luego, puedes pintar esa zona para que el acabado sea perfecto. Por último, llena el radiador con líquido y deje que se caliente. Así comprobarás que funciona correctamente.

Si no sabes cómo soldar un radiador por ti mismo y prefieres la ayuda de expertos, en Imsatec podemos ayudarte. Contacta con nuestro equipo de especialistas y te asesorarán sobre técnicas de mantenimiento o te facilitarán un presupuesto sin compromiso.

Calentadores ,
About Contenidos